LA IDEA DEL ERROR ES LA CAUSA,LA GUERRA Y EL CONFLICTO ES EL EFECTO

Hemos confundido la causa con el efecto, pensamos que lo que vemos afuera es la causa de lo que creemos y percibimos pero el origen está dentro. La idea del error te dice ” sin mi no puedes vivir, sin mi no vas a saber lo que está bien y lo que está mal” “eres un irresponsable, cómo te atreves a liberarte de mi, es peligroso”

No hay técnica para dejar de ver error en todo, tan solo preguntate si quieres y la Visión del amor irá llegando a ti en el perfecto respeto de tu permiso. Solo observa cada vez que defiendes la idea del errror cuando juzgas o rechazas, cuando crees que pudo haber sido de otra manera de como fue, cada vez que quieres eliminar un sentir y sobre todo en esos grandes montajes perceptivos en los que parece ser incuestionable que hay errror o injusticia y está justificado el ataque a ti mismo o a otros.

La idea del error y las voces recriminatorias internas que surgen de ella y con las que nos increpamos son inocentes pues son inconsciencia pura. Si luchas contra ellas o piensas que son malas no te liberarás de ellas. Si no hay error no hay amenaza, si no hay amenaza no es necesario que defienda internamente mi imagen pues cada vez que la defiendo o ataco reafirmo y valido la idea del error y la culpa. Es dejando de defenderte que tocas con la inocencia y la pureza, dejando de protegerte de lo que sientes y abriéndote a experimentarlo sin interpretarlo ni historificarlo que tocas profundamente con la invulnerabilidad de tu Yo Real que nunca fue ni será dañado. Si decides liberarte de tu antiguo maestro, de la falsa y tenebrosa guía de la idea del error emepezarás a drenarla de ti, al dejar de autoexigirte sentirás el miedo que tapabas con la exigencia ya que con ella te protegías, tratabas de evitar el castigo que creías merecer por ser erróneo olvidándote de que solo tu puedes castigarte ,con ella compensabas la culpa y ahora al dejar de sentir que no es útil la misma autoexigencia te dice que tu mundo entero se caerá sin ella porque creías que era el sostén de tu vida. Si te atreves a dejarte caer y tienes el coraje de descansar en el centro de tu corazón donde vive el Hogar de la presencia y abrazas suavemente todo lo que sientes todas las madejas de pensamiento se deshilacharán ante la deflagración del fuego del Espíritu.

Entonces comprendes que la libertad es dejar de luchar, empezando dejando de luchar contra la lucha. Lo mejor que puedes hacer por este mundo es dejar de sufrir. Tu mayor responsabilidad es dejar de atacarte pues al no atacarte abres la puerta para que el Amor transforme por completo tu mundo perceptivo.

Sergio Sanz Navarro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s